HAS DADO EL PASO, HAS ELEGIDO LA VIVIENDA, AHORA…¿QUÉ DEBES HACER?

Llega le momento más emocionante de todos, el de “atar” la operación y cerrar una negociación.

Es en ese punto, y antes de desembolsar cualquier cantidad, es cuando debes verificar la situación jurídica del inmueble en el Registro de la Propiedad y la información de la Comunidad de Propietarios, a través de la Administración de Fincas.

En el Registro de la Propiedad, un organismo público, podrás asegurarte por medio de una nota simple o certificación registral de dos cosas fundamentales:

  1. Que el vendedor es realmente el propietario registral de la vivienda.
  2. Que la finca está libre de cargas, embargos jurídicos o condición que limite su uso y disfrute

La consulta al Registro supone una garantía de seguridad para el comprador y supone la única forma de evitar sorpresas desagradables en un futuro, por desconocimiento previo de la situación del inmueble.

REVISEMOS LA DOCUMENTACIÓN:

Antes de formalizar la escritura o un compromiso de compraventa, debes revisar la siguiente documentación:

Si la vivienda que deseas comprar es nueva o en promoción:

  1. Nombre o razón social del promotor, domicilio y datos de inscripción de la empresa en el Registro Mercantil.
  2.  Planos de la situación del inmueble y la vivienda con la descripción de la misma; superficie útil, servicios, suministros, zonas comunes, medidas de seguridad, etc.
  3. Memoria de calidades
  4. Datos de la inscripción del inmueble que deberá constar en el Registro de la Propiedad.
  5. Contrato con sus condiciones generales y particulares (precio, forma de pago, plazo de entrega)

Si tras este análisis decidimos adquirir la vivienda, en el momento de escriturar la compraventa debemos exigir:

  1. Títulos de la propiedad
  2. Licencia de primera ocupación o cédula de habitabilidad
  3. Estatutos de la Comunidad, así como contratos de servicios y suministros (si procede)
  4. Datos de la Hipoteca si la construcción de financia y siempre que se desee subrogar

Si la vivienda que deseas comprar es de segunda mano:

  1. Títulos de propiedad del transmitente
  2. Último recibo anual del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI)
  3. Certificado de la Comunidad de Propietarios de estar al corriente de pagos de los gastos de comunidad, tanto ordinarios como extraordinarios.
  4. Titularidad y estado de cargas de la vivienda
  5. Últimos recibo de suministros de la vivienda de estar al corriente de pago, si están dadas las altas.
  6. Certificado de Eficiencia Energética

Debes tener en cuenta que la vivienda puede tener cargas, recibos impagados hasta el día de la Escritura Pública…

¿FIRMAMOS?

Lo normal es intentar que el propietario acepte una serie de peticiones que tú seguramente harás, como por ejemplo, un ajuste de precio.

Para ello se acuerda con el comprador el pago de una “señal”  de reserva de la vivienda, con el compromiso de no venderla a otro posible comprador que también pueda estar interesado.

La RESERVA puede estar condicionada a la aceptación de las condiciones del comprador, por ejemplo al realizar una oferta por la vivienda. En el caso de que la oferta no sea aceptada por el vendedor, no quedará formalizada la oferta, por lo que la cantidad depositada o entregada será devuelta.

En caso de realizar la “reserva” mediante un contrato de ARRAS PENITENCIALES, tanto el compromiso como las cantidades entregadas son mayores. En un contrato que implica un compromiso, aunque no definitivo, ya que tanto  el comprador como el vendedor pueden echarse atrás en un momento dado. En el caso de que sea el vendedor el que desista la operación, éste deberá devolver al comprador, el doble de la “señal”. Si por el contrario, es el comprador el que decide suspender la operación, perdería la cantidad anticipada.

Antes de estampar tu firma debes… leer con detenimiento todas las cláusulas del contrato y en especial, los derechos y obligaciones de las dos partes, y las que especifican quién se hará cargo de cualquier gasto o impuesto asociado a la operación de compraventa.

¿FIRMASTE?

ENHORABUENA! YA TIENES TU CASA!

 

Compartir: Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone