DEAPI. pergamino LEY

El 6 de junio de 2013 ha entrado la nueva y tan esperada ley de arrendamientos urbanos.

Seguro que generará mucha controversia a la par que discusiones entre simpatizantes y detractores.

Se trata de una modificación de la Ley 29/1994, de 24 de noviembre, de Arrendamientos Urbanos.Los artículos 4, 5, 7, 9 a 11, 13 a 20, 23 a 25, 27, 35 y 36 de la Ley 29/1994, de 24 de noviembre, de Arrendamientos Urbanos, quedan modificados.

En resumidas cuentas estos son los puntos mas significativos a destacar:

— los arrendamientos de vivienda, con independencia de que sean o no suntuarias dado que la nueva ley suprime este concepto, se regirán por los pactos, clausulas y condiciones determinados por la voluntad de las partes, respetando lo establecido en el Titulo II de la ley.

— los arrendamientos de viviendas para uso turístico se excluyen de la ley y quedan reguladas por las normativas sectoriales o autonómicas especificas.

— para que los arrendamientos sobre fincas urbanas surtan efecto frente a terceros que hayan inscrito su derecho, dichos arrendamientos deberán inscribirse en el Registro de la Propiedad (art. 7 LAU).

— la duración del contrato se reduce de 5 a 3 años y de 3 a 1 año la prórroga tácita.

–el arrendatario puede desistir del contrato en cualquier momento, una vez que hayan trascurrido al menos seis meses y lo comunique al arrendador con una antelación de treinta días. Se reconoce la posibilidad de que las partes puedan pactar una indemnización para el caso de desistimiento.

— Solo sera de obligado cumplimiento los seis primeros meses.

— La indemnización que podrá ser una cantidad equivalente a una mensualidad de la renta por cada año de contrato que reste por cumplir, debe pactarse expresamente en el contrato.

— podrá acordarse libremente por las partes durante un plazo determinado, que la obligación de pago se la renta quede sustituida total o parcialmente por el compromiso del arrendatario de reformar o rehabilitar el inmueble en los términos que se pacten.

— se crea un Registro de sentencias firmes de impagos de rentas de alquiler, cuya organización y funcionamiento se regulará por Real decreto, y ello con el objeto de ofrecer a los propietarios información sobre el riesgo de arrendar a ciertos inquilinos.

Finalmente, se informa que esta Ley opera una reforma de determinados preceptos de la Ley 1/200, de 7 de enero, de Enjuiciamiento civil, al objeto de abordar las cuestiones más puntuales que están generando problemas en los procesos de desahucio después de las ultimas reformas de la anterior Legislatura. En concreto se vincula el lanzamiento a la falta de oposición del demandado, de tal modo que si este no atendiere al requerimiento de pago o no compareciere para oponerse o allanarse, el secretario judicial dictará decreto dando por terminado el juicio y producirá el lanzamiento.

Podeis encontrar toda la informacion en el BOE: http://www.boe.es/boe/dias/2013/06/05/pdfs/BOE-A-2013-5941.pdf

Hay un articulo escrito por José Luis Ruiz Bartolomé en idealista news muy interesante que podéis leer también: ‘pros y contras de la nueva ley de alquiler